Tendencias

Lotus Love Un canto al infinito

El sencillo de la  cochabambina Gian Carla Tisera la conecta con la trascendencia.

Creadora. Gian Carla Tisera, cantante y compositora cochabambina.

Creadora. Gian Carla Tisera, cantante y compositora cochabambina. Foto: José Lavayén

La Razón (Edición Impresa) / Naira de la Zerda

00:00 / 22 de enero de 2020

Lotus Love comenzó como una canción de amor. Solo después  Gian Carla Tisera reconoció que a quien le cantaba no era a una persona, sino al infinito, a la trascendencia. Esta noción tiene características únicas y personales para la compositora y cantante lírica cochabambina que radica en Nueva York. Son particularidades que la unen a Bolivia, donde ahora busca promocionar el video de este sencillo, producido y filmado completamente en el país.

Tisera vivió toda su vida entre Estados Unidos y Bolivia. Hasta los ocho años se crió en la ciudad valluna, para después migrar al país norteamericano. Estudió parte del colegio allá, volvió por un par de años y estudió en el Instituto Eduardo Laredo.

Para terminar el bachillerato retornó a Los Angeles, donde vivía su familia, y eligió especializarse en canto lírico. Ya como cantante profesional pasó un año en Bolivia, donde además formó parte del proyecto Barroco Boliviano, que la llevaría a conocer toda Europa.

“Todos a mi alrededor estaban creando cosas maravillosas y yo me sentía como en un museo. Así que dejé el mundo de la música clásica. Fue un gran momento de valentía, donde decidí aprender a componer y me lancé a encontrar mi sonido”.

Lotus Love es el resultado de otro momento de crisis. En 2018, después de que se labrara un lugar como cantautora en el mundo de la fusión y la música latina — con versiones de música boliviana, salsa y bachata, entre otros— encontró que necesitaba parar. “Me enfermé, personas muy importantes para mí murieron, terminé una relación tóxica. El universo orquestó todo para que me detuviera”.

Dejó de crear y organizó una banda de covers que le dio estabilidad económica. Por diferentes razones no pudo viajar y no visitar Bolivia también afectó su estado general. Poco a poco advirtió que necesitaba plantearse otro tipo de recorrido: uno interior, que le permitiera reflexionar.

“Reconocí que me relacionaba con la música desde un lugar de ambición, lo que no ayudaba a mi autoestima.  Empecé a meditar, a leer diferentes libros sobre experiencias espirituales y místicas que me ayudaron a salir de ese momento. Fue un gran despertar espiritual, que cambió muchas cosas”.

La pieza está inspirada en todo ese proceso y marca un cambio en la carrera de Tisera en muchos sentidos. Tiene una nueva forma de producción, que se basa en los sencillos y no en discos completos. Es la primera vez que trabaja con músicos y productores nacionales —además de filmar el videoclip en Bolivia— e inaugura una etapa de creación en inglés.

“Es una canción sobre lo es que más grande que uno mismo. Una canción de amor a la Pachamama, a esta tierra, porque siento que Bolivia es un lugar sagrado. Por eso decidí que la canción estuviera al alcance de más personas, así que la escribí en inglés”.

La grabación se realizó entre febrero y marzo de 2019 y participaron Salomón Zannier (guitarra), Miguel Crespo (batería), Rodrigo Serrano (charango), John Benítez (bajo),  Benny Harrison y Luis García (percusión). “Fuera de su talento y su versatilidad, algo que los diferencia de los músicos de Estados Unidos es el compromiso personal con el que tomaron este proyecto. Lo hicieron propio y contribuyeron mucho con él”.

La filmación de Lotus Love —cuyo video se estrenó el 10 de diciembre y fue dirigido por Samuel Vela— fue una aventura llena de obstáculos para Tisera y el equipo de Yaku Films. Retratar el Salar de Uyuni era un sueño de la cantante y planificó rodarlo en septiembre, mes en el cual diferentes bloqueos hacían imposible ingresar a la zona por los caminos habituales.

“Tuvimos que llegar por Salinas de Garci Mendoza y pudimos ver el Tunupa de muy cerca, lo que me impactó mucho. Luego todo comenzó a llenarse de magia. En 2019 fui por primera vez al Carnaval de Oruro, así que tomé figuras de las danzas y decidí retratarlas como personajes místicos, que  pertenecen a la infinidad”.

El diablo, la mina y el tío completan el universo imaginario y espiritual de la creadora, que recoge elementos musicales del soul, la cueca y la música andina para combinarlos con la potencia lírica que posee la voz de Tisera. Todo esto se fusiona en una propuesta que busca dar a conocer los paisajes naturales de Bolivia y su cultura desde un lenguaje propio lleno de amor, mística y magia.

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2
3 4 5 6 7 8 9
24 25 26 27 28 29

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia