Mía

¡Anímate a usar primer!

Si estás decidida a usar la prebase, hazlo siempre “sobre un rostro ya higienizado, es decir, que esté limpio, previamente hidratado”, recomienda el asesor de imagen. 

El primer o prebase.

El primer o prebase. Foto: Internet

La Razón (Edición Impresa) / Claudia Cuarité

00:00 / 23 de septiembre de 2019

El primer o prebase ha sido diseñado para que el maquillaje dure más, también para que el acabado del mismo sea óptimo y perfecto”, afirma Fhernando Loayza, makeup artist y asesor de imagen.

Este producto “ayuda a minimizar los poros y matificar la piel”, dice él y puede hacer que “las arrugas finas se reduzcan”, añade la maquillista Estefanía Ruiz.

Si deseas adquirir uno ten presente que “los primer no vienen en diferentes tonos, pero sí desarrollados y formulados en diferentes texturas”, explica Loayza.

Usualmente, “vienen  en forma de crema, gel, tipo mousse (espuma), líquido y de color transparente,” comenta Ruiz. Sin embargo, “algunas marcas han optado por darle un tono a este producto, que es estándar y universal”, aclara Loayza.

Otra ventaja es que este producto, que se aplica antes de la base de maquillaje, también puede aportar hidratación, dar un efecto matificante y contrarrestar la oleosidad y el tono opaco de la piel, iluminándola.

Si estás decidida a usar la prebase, hazlo siempre “sobre un rostro ya higienizado, es decir, que esté limpio, previamente hidratado”, recomienda el asesor de imagen. 

Para su aplicación puedes elegir dos tipos de brocha: mofeta y lengua de gato. Luego, solo deberás difuminar el producto. También se puede utilizar “directamente los dedos, para una buena mimetización y que se compacte de manera directa sobre la piel, por la similitud de texturas… o podrías poner una gota de prebase en una beauty blender, que son las esponjas de aplicación de bases de maquillaje”, recomienda Loayza.

Este producto puede ser usado a diario, no daña la piel; hazlo luego de que apliques tu crema hidratante y protector solar”, sugiere Ruiz.

El primer “pasó de ser un producto con el que simplemente se buscaba prolongar el maquillaje; ahora también contribuye a las diferentes necesidades para los diferentes tipos de piel”, explica Loayza.

Si buscas un mejor acabado “puedes aplicar el producto en forma de T en el rostro”, enseña Ruiz.

Y ahora que sabes lo básico, ¿te animas a usarlo? ¡Haz del primer tu gran secreto y sal con ventaja frente a las imperfecciones!

  • Deja la piel con una apariencia tersa y sedosa, porque prepara el cutis para el maquillaje, logrando un acabado perfecto.
  • Oculta los poros, no importa si son pequeños. La base líquida sola los hace más visibles, pero el primer los sella por completo.
  • La prebase ayuda a detener la sudoración de los poros y, por lo tanto, ayudará a que tu maquillaje dure más tiempo.
  • Este producto absorbe el aceite. Si notaste que tu piel es grasosa durante el día, usando primer esto no será tan visible.
  • El primer hace que tu piel luzca más juvenil, pues le otorga una apariencia suave y reduce la visibilidad de líneas finas y arrugas.

Fuentes: Estefanía Ruiz (maquillista, Tel.: 79613518),

Fhernando Loayza (makeup artist y asesor de imagen,

Tel.: 78540690) y  Actitudfem.com

Etiquetas

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3 4 5 6
7 8 9 10 11 12 13
14 15 16 17 18 19 20
21 22 23 24 25 26 27
28 29 30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia