Editorial

Huevos y colesterol

La Razón (Edición Impresa)

23:21 / 14 de agosto de 2019

La relación entre el colesterol asociado con los infartos y los huevos está ampliamente difundida en el imaginario de la población. Sin embargo, esta percepción es errónea, y se trataría más bien de un “mito” que deviene por el desconocimiento generalizado respecto a la existencia de dos tipos de colesterol, uno bueno (HDL) y otro malo (LDL).

Según explican los expertos en una nota publicada el miércoles en este diario, el consumo de huevos efectivamente incidiría en el aumento del HDL. Pero lejos de ser perjudicial esto es algo positivo, pues este colesterol es el encargado de atrapar los restos de grasa en la sangre y de llevarlos al hígado. Órgano que a su vez se encargaría de procesar este compuesto convirtiéndolo en hormonas esenciales para la vida y la salud, como el cortisol, la testosterona y el estrógeno. En cambio, el colesterol malo (LDL) se suele quedar adherido a las paredes de las arterias y de las venas, enfermedad conocida como aterosclerosis, que está detrás de la mayoría de los infartos.

Ahora bien, los estudios científicos realizados hasta ahora no han encontrado una relación directa entre el consumo de huevos y el aumento de este tipo de colesterol (LDL). A diferencia de lo que ocurre por ejemplo con la ingesta de azúcares y cereales refinados y de las grasas saturadas (trans), que se encuentran en los alimentos procesados, también conocidos como comida chatarra. En resumidas cuentas, todo indica que el huevo no tiene relación con el colesterol malo, pero sí con el bueno, de allí que resultaría absurdo restringir su consumo por este motivo.

Etiquetas

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3 4
5 6 7 8 9 10 11
19 20 21 22 23 24 25
26 27 28 29 30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia