Columnistas

4,5% de crecimiento del PIB o muerte

No es aconsejable utilizar el PIB como medida de productividad para retribuir al trabajo

La Razón (Edición Impresa) / Gabriel Loza Tellería

23:39 / 17 de agosto de 2018

Existe en el Gobierno una excesiva obsesión por el 4,5% de crecimiento del PIB para este año y el pago del segundo aguinaldo, dado que hay un decreto supremo que lo respalda si se alcanza esta meta. El gremio empresarial no está de acuerdo con la medida, aunque un sector dijo que acatará y otro simplemente rechaza el decreto que aprueba su pago. En medio de esta discusión surgió la duda del dato oficial sobre el crecimiento de la economía en el primer trimestre de 2018, habiendo realizado el INE una aclaración pública el 5 de agosto al respecto.

Para que el análisis económico tenga sentido, es necesario partir de un grado de confiabilidad del sistema oficial de datos. No hay que olvidar que el FMI realiza un monitoreo periódico de la economía boliviana con base en los datos oficiales y, obviamente, sus propias proyecciones. En su último reporte país de diciembre 2017, en la parte relativa a cuestiones estadísticas, el fondo señala que la provisión de datos en Bolivia es ampliamente adecuada para la supervisión: “Data provision is broadly adequate for surveillance”, pg. 12.

Con base en este criterio, podemos examinar los factores que explican el crecimiento del 4,4% del PIB en el primer trimestre de este año. Por el lado de las variables del gasto (consumo, inversión y exportaciones), su incidencia en el crecimiento del PIB, es decir, la variación porcentual multiplicada por su participación porcentual, fue la siguiente. Así, la incidencia de la demanda interna fue de 2,2% y el de la demanda externa, es decir, las exportaciones, fue de 1,5%. Este último dato es muy relevante, puesto que después de una tasa negativa durante 12 trimestres consecutivos, por primera vez hay un aporte positivo de las exportaciones en el crecimiento del PIB. Es decir que el volumen de las ventas al exterior se incrementó.

Por otra parte, se si analiza la incidencia en el crecimiento del PIB por el lado de la actividad económica, se observa que el sector de hidrocarburos creció un 6%, también después de 12 trimestres consecutivos sin aumentar, con una incidencia en el crecimiento del PIB del 0,33%; no obstante, la incidencia más alta vino del sector agropecuario, con una contribución del 0,84%.

Antes que ponerlos en duda, estos datos debieran impulsarnos a ponderar la contribución de las exportaciones en el crecimiento económico del país y la importancia estratégica del sector hidrocarburos, de manera tal que la política económica incentive las exportaciones y se maneje cuidadosamente el volumen de producción de YPFB y la demanda de Argentina y Brasil por el gas boliviano.

Por otro lado, cabe recordar que no es aconsejable utilizar el PIB como medida de productividad para retribuir al trabajo. La teoría económica explica el crecimiento del PIB por la productividad total de factores. De acuerdo con este concepto, según el FMI, en 2017 el 2% del crecimiento devino por la productividad del capital, y un 1,8%, por la productividad del trabajo. Mientras que en el primer trimestre de 2018, las exportaciones contribuyeron con el 1,5% del crecimiento del PIB; y la inversión, con un 1,6%. Estas cifras ponen en relieve que no solo de inversión pública se debe vivir, y que resulta imprescindible fomentar la inversión privada para crecer más.

Por último, debemos ser cuidadosos con la política salarial, más aún en un contexto en el que la participación del sector informal equivalente al 46% del PIB boliviano, según un estudio del FMI para 158 países. Uno de los porcentajes más altos, incluso mayor al estimado para el Perú (41,5%). Por tanto, el Gobierno y los privados en lugar de criticarse deberían llegar a un consenso para fomentar las exportaciones y las inversiones.

Etiquetas

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3 4
5 6 7 8 9 10 11
19 20 21 22 23 24 25
26 27 28 29 30

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia