Ciudades

28 zonas afectadas a un mes del asalto a la EPI Chasquipampa

La EPI se encuentra en la calle 53 y está emplazada sobre 1.230 metros cuadrados. En su construcción, instalación y equipamiento la municipalidad invirtió Bs 4,7 millones.

Quema. Vista posterior de la estación policial. Foto: Luis Gandarrillas

Quema. Vista posterior de la estación policial. Foto: Luis Gandarrillas

La Razón (Edición Impresa) / Guadalupe Tapia / La Paz

09:41 / 11 de diciembre de 2019

A un mes del saqueo e incendio de la Estación Policial Integral (EPI) Chasquipampa, el olor a quemado no se ha disipado. La unidad daba seguridad a unas 28 zonas. Vecinos piden rehabilitar los ambientes destruidos. 

La EPI se encuentra en la calle 53 de ese barrio y está emplazada sobre 1.230 metros cuadrados. En su construcción, instalación y equipamiento la municipalidad invirtió Bs 4,7 millones.

“Como no está funcionando la EPI, no hay efectivos policiales y no tenemos dónde acudir en casos de peligro. Nos sentimos desprotegidos”, lamentó Rosario Parrado, presidenta de la Junta Vecinal de Chasquipampa, Macrodistrito Sur del municipio de La Paz.

Vecinos, quienes todavía están susceptibles y atemorizados, recuerdan como una pesadilla la mañana del 11 de noviembre, cuando una turba saqueó y quemó esas instalaciones policiales.

“Gritaban fuerte, estaban con palos. Iracundos. Estábamos con el miedo de la noche anterior, por la quema de los PumaKatari, cuando de un rato para otro apareció otra turba y destrozó todo. Nadie salió a resguardar y tuvimos que aguantar callados”, dijo Javier M., ciudadano que reside cerca de esa edificación, inaugurada el 1 de diciembre de 2012.

En el inmueble había oficinas para la Fuerza Especial de Lucha Contra el Crimen (FELCC), Tránsito, Radio Patrullas 110, Patrulla de Auxilio Ciudadano, Conciliación Ciudadana, la Fuerza Especial de Lucha Contra la Violencia, Juzgado de Contravenciones y del Ministerio Público, entre otras.

La edificación tiene tres plantas. En la primera estaba el parqueo y dependencias de control; en la segunda, los ambientes para atención al público; y en la tercera se hallaban el comedor, dormitorios, y oficinas de servicios de la Policía. Hoy todo está destruido.

De acuerdo con la Alcaldía, los destrozos en esta EPI ascienden a Bs 4,8 millones en infraestructura y equipamiento. El inmueble estaba asegurado, aunque la reposición puede tomar unos seis meses, informó el subalcalde del macro Sur, Óscar Sogliano.

“Se están haciendo las evaluaciones estructurales para ver si hay sitios que se pueden utilizar. Hay espacios que se han quemado considerablemente”.

Vecinos entrevistados por este diario lamentaron el retraso en la reanudación del servicio.

 “Es algo que no se puede explicar. Ha quedado entre nosotros el miedo. Ahora, sin Policía, no baja la susceptibilidad”, sostuvo María Challco. Otros denunciaron que el inmueble es invadido por jóvenes que se embriagan entre las ruinas y por antisociales que siguen sustrayendo lo que pueden.

 Parrado dijo que la junta vecinal está dispuesta a dar un ambiente para que retorne la Policía, y denunció que esta propuesta fue rechazada.

Otra persona agregó que si bien la EPI es un sitio con capacidad para albergar a un centenar de efectivos, el lugar era habitado por no más de una decena.

Consultado sobre el tema, el comandante de la Policía Regional Sur, coronel Freddy Olivares, señaló que no se puede rehabilitar el sitio porque lo sucedido está en investigación y hay un precinto del Ministerio Público.

“Se mantiene —agregó— el patrullaje. Es un vehículo que recorre la zona con una pareja de oficiales. Son cuatro grupos que hacen patrullaje durante seis horas, para completar la jornada”.

(11/12/2019)

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3 4 5
6 7 8 9 10 11 12
20 21 22 23 24 25 26
27 28 29 30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia