Ciudades

Hay orden de parar obras en la Naranja, la firma se niega

Teleférico. La Subalcaldía Periférica efectuó la notificación el 19

Obras. Los trabajos de la Línea Naranja en la Periférica; abajo el precinto que puso la Subalcaldía.

Obras. Los trabajos de la Línea Naranja en la Periférica; abajo el precinto que puso la Subalcaldía. José Lavayén.

La Razón (Edición Impresa) / Jorge Quispe / La Paz

03:15 / 22 de agosto de 2015

La Subalcaldía Periférica puso el miércoles el precinto de “paralización” en las obras de la Línea Naranja. Mi Teleférico respondió que proseguirá con ellas al amparo de  dos convenios institucionales que firmó con la Alcaldía en marzo, durante la gestión transitoria de Omar Rocha.

El miércoles 19, obreros de la empresa de transporte por cable cerraron con calaminas un terreno ubicado cerca del cementerio La Llamita, donde se emplazará una de las estaciones de la Línea Naranja, pero cerca de las 13.30, de ese día personal edil llegó al lugar para colocar la notificación.

El aviso dice: “Paralización de obras por no contar con autorización del GAMLPZ (Gobierno Autónomo Municipal de La Paz)”, y lleva los sellos de la Subalcaldía Macrodistrito III, la Unidad de Fiscalización Predial y Defensa de la Propiedad Municipal, y las firmas del subalcalde Óscar Mamani, y del jefe de la Unidad de Fiscalización Predial, Óscar Peralta.

La Línea Naranja es parte de la Fase II de Mi Teleférico. Empieza en la plaza Villarroel, se dirige a la Periférica, de ahí a la Armentia, y termina en la Estación Central de la Línea Roja.

“Estamos cumpliendo las normas municipales, ese sector es un área verde y por eso hemos pegado el precinto para que se paralice esa obra, por no contar con autorización municipal”, argumentó ayer Mamani.Aclaró que no están en contra del proyecto, “pero no nos hacen conocer nada, nos han pescado (sorprendido), ésa es una área forestal”.

Según Mamani, el jueves por la noche llegó una nota de la empresa de transporte por cable hasta sus oficinas dirigida supuestamente a él, ya que el nombre está equivocado. Además, no fue canalizada a través de la ventanilla del SITRAM (Sistema de Trámites Municipales). “Hoy (ayer) se han reunido los equipos jurídicos, les dijimos que corrijan mi nombre en la carta y que envíen la documentación por SITRAM”, informó.

El gerente ejecutivo de Mi Teleférico, César Dockweiler, calificó de “malintencionada” la acción que tomó el gobierno local de La Paz, a través de esa Subalcaldía, y reafirmó que no paralizará los trabajos.

Tensión. “Este aviso es mucho más malintencionado que otros. En realidad toda paralización de obras debe seguir su debido proceso y aquí no se siguió”, aseguró al insistir en que no recibieron ninguna notificación antes, como ocurrió con la Línea Blanca, cuyo recorrido les tiene enfrentados. “Estamos en la Subalcaldía haciendo la representación correspondiente, mostrando las autorizaciones, que estamos trabajando bajo la ley, que cumplimos con lo establecido y que vamos a seguir trabajando”, aseveró.

El directivo denunció que sus obreros “han sido amenazados, avasallados y expulsados de esta obra”. Sin embargo, Mamani respondió que aquello es falso. “No pueden mentir, nosotros fuimos con toda educación y les dijimos: ‘paralicen las obras’”.

Dockweiler, por otro lado, reiteró que la Línea Blanca atravesará la avenida Busch. El Jefe del Estado es informado constantemente del avance de la obra, dijo en respuesta al anuncio del alcalde de La Paz, Luis Revilla, de enviarle una nota y la tercera opción, presentada por la Universidad Mayor de San Andrés, para que defina el trazo de la Línea Blanca. El gerente de la estatal descartó además la propuesta técnica universitaria y anticipó que el martes 25 convocará a  periodistas a una rueda de prensa para explicar las razones técnicas por las que descartó esa opción, que el jueves recibió el pleno apoyo del Alcalde de La Paz.

Árboles de la plaza

Químicos

Dockweiler descartó que la empresa Doppelmayr, que trabaja en la plaza Villarroel, haya echado químicos a los árboles. La Alcaldía hará conocer el lunes resultados de muestras.

Raúl Jimenez: Todos deben someterse a regulación edil

Las autoridades que fiscalizan todo lo referente a las construcciones en cualquier parte del mundo son las comunas y acá la Honorable Alcaldía Municipal de La Paz. Hay una regulación a la que tienen que someterse todas las personas para hacer edificios, para hacer casas, para hacer cualquier elemento de urbanización.

Sobre la base de información técnica, un departamento de la municipalidad, puede emitir la orden de paralización de obras hasta que se determinen las condiciones, los requisitos de arquitectura para pedir que se levante esa medida. Las alcaldías, por otro lado,  tienen la facultad de intervenir una obra, pero claro, deben tener primero una ordenanza municipal debidamente aprobada.

Ahora si hay, por ejemplo, la intención de tumbar árboles, tiene que haber una orden exclusiva para tumbarlos. No se puede cortar un árbol así nomás, sobre todo en áreas urbanas. Uno debe sacar una orden de la Alcaldía, si tumbas arbitrariamente esos árboles, entonces recibes una sanción de la Alcaldía.

Finalmente, si te abrieron un proceso técnico administrativo, lo primero que se hace es paralizar la obra hasta que concluya el proceso. Si un privado, cualquiera que sea, hace caso omiso a una orden de paralización de obras está yendo en contra de la norma de su comuna que puede aplicarle sanciones, ése es el riesgo por no regirse bajo las regulaciones.

Raúl Jiménez es presidente Colegio Abogados La Paz

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3 4 5
6 7 8 9 10 11 12
27 28 29 30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia